Redes sociales, ayudadme! | Alessandro Galletto

Redes sociales, ayudadme!

Un uso más constructivo que el de quejarse es el de pedir ayuda. Aunque las redes sociales puedan parecer peligrosas, también pueden ser una magnífica ayuda. Si la tarea a realizar es por el bien común de todos es muy probable que haya alguien que esté dispuesto a echar una mano.

Un ejemplo claro ha sido la ayuda cidadana para pillar a los terroristas de Boston:(si haces click en la foto hay un enlace a una notica muy completa sobre el papel de las redes sociales en este atentado)


Otra original petición de ayuda la hizo el periódico inglés The Guardian. Los diarios están pasando tiempos muy difíciles. Además de la progresiva desaparición del papel, las noticias vuelan por internet y las redes sociales. Cuando sucede alguna noticia en algún lugar sin previo aviso, ya hay un desconocido en el lugar adecuado que con su movil envía una foto y twittea lo que ha pasado. Y las redes retransmiten la noticia. ¿Cómo va a llegar a tiempo un periodista para poder escribir algo que no se haya dicho cientos de veces por las redes? 

Pero frente a semejante panorama, al diario The Guardian se le ocurrió que los periodistas de verdad buscan las noticias. Como en los viejos tiempos empezaron a buscar e intuyeron que las notas de gastos de los Miembros del Parlamento (MPs) podían encerrar algún escándalo. En el Parlamento inglés, todas las notas de gastos son escaneadas y pagadas acorde a las normas. The Guardian sólo tenía que buscar en las notas de gastos… pero había más de 450.000 papelitos escaneados. ¿Cómo buscar en semejante montaña? y con encontrar sólo alguna nota de gastos fuera de tono tampoco llegarían muy lejos!

Colgaron en su web las 450.000 notas de gastos y pidieron a sus lectores que les ayudasen. Cada voluntario se descargaba a su PC un fajo de notas escaseadas y marcaba las que veía sospechosas. The Guardian sólo tuvo que ordenar las notas de gastos de miles de libras que claramente eran fraudulentas. Y publicar la noticia!

Además de vender periódicos y hacer de periodista, varios Miembros del Parlamento acabaron en la cárcel!


Increíble! Pero cierto, las redes sociales habían permitido trabajar en una tarea de forma totalmente voluntaria y desinteresada y cazar a algún delincuente.

Esta nueva forma de trabajo no renumerado, en las redes, se llama Crowdsourcing.

 


alessandro@galletto.cat - www.galletto.cat © Alessandro Galletto 2011-2016